Connect with us

Generales

Un ‘youtuber’ de 40 años: Daniel Samper Ospina

Publicado

on

Esta juventud no tiene futuro. ¿Por qué no gritan de histeria cuando oyen las disquisiciones ontológicas de William Ospina? ¿Dónde están los que se quieren tomar una selfi con Jorge Orlando Melo?

SEMANA.COM

Visité la Feria del Libro porque quería promover ejemplares de mi autoría: libros y libros que a la fecha yacen en cajas, y que sirven para lo mismo que las costosas recomendaciones de buen gobierno formuladas por Tony Blair a la administración Santos, consistentes, básicamente, en llamar ministros a los altos consejeros; altos consejeros a los secretarios, y nombrar a Rafael Pardo cada dos meses en el puesto que sea, exista o no: pobre. En otras palabras: libros y libros que no sirven para nada. De paso quería que mis hijas conocieran de primera mano semejante celebración de la inteligencia, y comprar alguna novedad bibliográfica: la Historia oficial del amor, el libro en que Ricardo Silva consignó la relación de Santos y Vargas Lleras a juzgar por las nuevas cuotas ministeriales, o La forma de las ruinas, recopilación de Juan Gabriel Vásquez sobre la Alcaldía de Petro.

Si se encontraban agotados, acudiría, entonces, a las nuevas versiones de los textos clásicos: El principito, que cuenta la vida de Martín Santos; Los miserables, que narra las andanzas de los hermanos Moreno; Drácula, sobre las tropelías de Alejandro Ordóñez, o La metamorfosis, biografía no autorizada de Roy Barreras.

Pero asistía a la feria, sobre todo, para cumplir con una firma de libros programada por la editorial que me los publica. Desde que tengo uso de razón he perseguido el sueño de ser escritor, de asumir –enfundado en un chal, con una pipa en la mano– el prestigioso destino de imponer mi verdad esclarecedora sobre las tinieblas del mundo. No sabía, entonces, que el verdadero oficio literario consiste en escribir libros que después no se venderán, y así lo comenté a mi esposa, mientras hacíamos una fila eterna para ingresar al parqueadero.

https://youtu.be/TQUD0n9kR6k

–¡Y qué querías! –se metió mi hija mayor, de 9 años–: ¡ni que fueras Germán Garmendia!

–¿De dónde es ese autor? –pregunté admirado por sus conocimientos–: ¿a qué movimiento pertenece?

–¡Es un ‘youtuber’! –me corrigió entre suspiros-: ¡es tan lindo!

–¿Un qué?

–Un ‘you-tu-ber’.

–¿Y qué es eso?

–Qué oso –me dijo avergonzada–: ¿de verdad no sabes? Pues una persona que graba sus propios videos…

–¿Como el capitán Ányelo con Ferro?

–¿Quiénes?

–¿Los graba él, mejor dicho?

–Sí –me respondió mientras me rapaba el celular– mira este…

Y fue en ese momento cuando conocí lo que era un ‘youtuber’. Se trata de un muchacho que, efectivamente, se filma a sí mismo haciendo monerías: comenta algo que le atañe –las cosas que detesta, su orientación sexual– en un video de edición frenética y entrecortada, salpicado de onomatopeyas, en el cual cambia de tonos de voz como César Gaviria cuando está bravo y da declaraciones radiales.

Rumié mentalmente aquel video, parecido a un taladro, mientras avanzaba por el recinto y me acomodaba en el pabellón en que debía firmar ejemplares. La fila era tan corta como la duración de Rafael Pardo en uno de los cargos en que lo rotan. La componían cinco personas, dentro de las cuales sobresalían mis dos tías, una bola de heno, Rafael Pardo, justamente, y un señor que me confundió con mi papá.

A los dos minutos había cumplido con mi misión, pero quería irme porque escuché que estaban robando celulares. En eso soy comprensivo con los autores: vivir de los libros es cada vez más difícil.

Cuando buscábamos la salida, sin embargo, la horda de fanáticos del famoso Germán Garmendia invadió el recinto y lo hizo colapsar.

Yo imaginaba que la presencia en la feria del tal ‘youtuber’ obedecía a una programación académica; que estaba allí para integrar un conversatorio sobre las mujeres y la guerra con Patricia Lara, o presentar la última novela de Andrés Hoyos, de apenas 1.000 páginas, para el que guste.

Pero qué va: lo de este muchacho era firmar y vender, uno tras otro, cientos de libros, montañas de libros, a fanáticos que morían por tomarse una foto con él.

Y no lo pude soportar. Y entonces me sumé al coro de intelectuales que se quejan del fenómeno, y con ofendidos pucheros juré que no volvería a asistir a un evento puerilizado por culpa de los ‘youtubers’. Esta juventud no tiene futuro. ¿Por qué no gritan de la histeria cuando oyen las disquisiciones ontológicas de William Ospina? ¿Dónde están las personas que se quieren tomar una selfi con Jorge Orlando Melo?

Camino de regreso, mis hijas observaron otros videos: el de un tal Nicolás Arrieta, el de un tal Juan Pablo Jaramillo: ¿en eso consiste ser ‘youtuber’, entonces? ¿En hablar con sobreexcitación y nerviosismo, como Noemí en los debates presidenciales?

Las carcajadas de ambas al final me derrumbaron. A quién quiero engañar, me dije: ¡qué daría yo por ser uno de ellos, agotar entradas, vender millares de libros!

Y entonces lo decidí: he decidido volverme ‘youtuber’. Seré un ‘youtuber’ de 40 años. Grabaré videos epilépticos sobre el examen de próstata; la duración del guayabo; la calvicie; mi vida marital. Seré famoso: ¡famoso! Venderé millones de libros en la próxima feria. Y tendré miles de seguidores. Sumarme a la época, será mi manera de derrotarla.

Comentar

Chivas del Dia

Ley de Víctimas tendrá vigencia por 10 años más

Publicado

on

El Presidente, Iván Duque Márquez, sancionó este viernes la prórroga, por diez años, de la Ley de Víctimas, la cual tendrá vigencia hasta el 10 de junio de 2031.

La nueva Ley, que ahora será reconocida como 2078 del 8 de enero de 2021, modifica la Ley 1448 de 2011 “por la cual se dictan medidas de atención, asistencia y reparación integral a las víctimas del conflicto armado interno y se dictan otras disposiciones, y de los Decretos-ley Étnicos 4633 de 2011, 4634 de 2011, y 4635 de 2011”.

La norma, aprobada a finales de 2020 por el Legislativo, determinó que “el Gobierno nacional presentará un informe anual al Congreso de la República detallado sobre el desarrollo e implementación de la presente ley, así como el objeto cumplido de las facultades implementadas”.

De la misma manera, estableció que “un año antes del vencimiento de la vigencia de esta ley, el Congreso de la República deberá pronunciarse frente a la ejecución y cumplimiento de la misma”.

Adicionalmente, en la Ley sancionada se establece que los decretos 4633, 4634 y 4635 todos de 2011 tendrán una vigencia hasta el 9 de diciembre de 2031.

Comentar
Sigue leyendo

Colombia

Mueren dos niñas al caer un carro al río Fonce en Ocamonte (Santander)

Publicado

on

El accidente se produjo en inmediaciones del puente Palenque, en jurisdicción de Ocamonte. Tras varias horas de búsqueda los socorristas hallaron los cuerpos sin vida de las pequeñas de 9 años y 5 meses de edad.

La madre que conducía el vehículo desde Bogotá logró salvarse al nadar hasta la orilla, asegura Vanguardia.com

El alcalde de Ocamonte, Roberto José Pilonieta López, señaló a Vanguardia que el accidente se registró hacia las 3:30 de la madrugada. “A esa hora llamaron a la Estación de Policía de Ocamonte para informar que un carro había caído al río. La mujer no alcanzó a tomar el puente, se fue por la parte derecha, al parecer no fue capaz de girar completamente y se descontroló”.

Al lugar acudió el Cuerpo de Bomberos y la Policía, quienes ubicaron el vehículo y lograron arrastrar hasta poder rescatar los cuerpos atrapados en el carro. “El rescate tardó unas tres horas”.

Pilonieta afirmó que la mujer no registra heridas de gravedad, pero sí se encuentra muy afectada emocionalmente. “Cuando llegó la Policía ella ya estaba en la orilla, gritando desesperada y pidiendo auxilio para encontrar a las niñas”.

#Atención Los cuerpos de dos niñas de 9 años y cuatro meses de edad fueron recuperados en el río Fonce, en Santander,…

Publicado por laschivasdelllano.com en Miércoles, 6 de enero de 2021

 

Comentar
Sigue leyendo

Chivas del Dia

Cerca de 1.600 empleos vacantes oferta el Inpec a través de la Comisión Nacional del Servicio Civil

Publicado

on

La Comisión Nacional del Servicio Civil en coordinación con el Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (INPEC), abre concurso de méritos para proveer un total de 1.596 empleos vacantes pertenecientes al régimen específico de carrera de esa entidad.

Los interesados podrán inscribirse a partir del 25 de enero y hasta el 5 de marzo del presente año, por una de las 1.500 vacantes para dragoneantes, así como para los 96 empleos de ascenso dentro del Inpec.

Para participar los aspirantes deben tener en cuenta las siguientes indicaciones:

  1. Leer el acuerdo de convocatoria.
  2. Registrarse en el Sistema de Apoyo, para la Igualdad, el Mérito y la Oportunidad (SIMO).
  3. Cumplir con los requisitos mínimos del empleo que seleccione el aspirante, señalados en la Oferta Pública de Empleos de Carrera – OPEC.
  4. Aceptar en su totalidad las reglas establecidas en el acuerdo. La CNSC hace un llamado a los ciudadanos interesados en inscribirse a este proceso de selección, a ingresar a www.cnsc.gov.co y consultar el acuerdo y el anexo de la convocatoria, que ya se encuentran publicados, para que conozcan las reglas claras del concurso.

Para mayor información ingrese al siguiente enlace: https://www.cnsc.gov.co/index.php/1356-de-2019-inpec-cuerpo-decustodia-y-1357-de-2019-inpec-administrativos-avisos-informativos

Comentar
Sigue leyendo

Siguenos en twitter

En Tendencia