Connect with us

Generales

Muertos de sed

Publicado

on

Nadie sabe a ciencia cierta qué ha causado la sequía que está matando a los animales en el Casanare. SEMANA recorrió la zona en busca de respuestas.

Muertos de sed. Los cadáveres de chigu¨iros en zonas de Paz
de Ariporo, Casanare, afectadas por una terrible
sequía, han puesto al país a preguntarse por las razones tras una tragedia de tal magnitud. La situación afecta, además, al ganado y a otras especies como las babillas.

Los cadáveres de chiguiros en zonas de Paz de Ariporo, Casanare, afectadas por una terrible sequía, han puesto al país a preguntarse por las razones tras una tragedia de tal magnitud. La situación afecta, además, al ganado y a otras especies como las babillas. /Foto: Foto: Daniel Reina Romero – Semana

Por Cristina Castro enviada especial de SEMANA

Cerca de 20 chigüiros se agolpan bajo las ramas de un árbol endeble. Los pocos metros de sombra parecen un oasis al medio día, cuando el sol golpea sin piedad la vereda de Caño Chiquito en Paz de Ariporo. Los chigüiros que alcanzaron a entrar en ese refugio son, en medio de las circunstancias, afortunados. A los lados reposan un par de cuerpos sin vida de los que ya no soportaron más ese verano tan intenso que ha hecho que más de 20.000 animales como ellos hayan muerto de sed.

Hace más de cuatro meses que no llueve en Paz de Ariporo, un municipio en el Casanare que, con 13.800 kilómetros cuadrados, es más grande que el Líbano o Costa Rica. Atravesarlo puede tomar hasta ocho horas en carro. A pesar de que como dijo la ministra de Ambiente, Luz Helena Sarmiento, la sequía allí “era una tragedia anunciada”, el Estado solo hizo presencia esta semana.

La escasez de agua había sido notificada desde diciembre, cuando el Ideam comenzó a enviar alertas diarias a las autoridades, y en enero se declaró la alerta roja. Sobrevolar la zona da cuenta de la magnitud de la tragedia. Desde el aire se ve como un océano de arcilla con unos rastros muy visibles de lo que hace unos meses eran ríos y lagunas.

Las camionetas que llevaron al gobernador, Marco Tulio Ruiz y a la ministra Sarmiento andaban por esos ríos desiertos como si fueran carreteras. El ganado famélico camina de un lado para otro. Decenas de babillas y tortugas descansan hacinadas en un pozo de agua que construyó la gobernación. Los animales que quedan andan como si nada en medio de cuerpos y huesos de los que no resistieron el calor.

A Arenzo Castelblanco, un llanero que ha vivido en esas tierras más de 40 años, le tocó la ingrata labor de recoger los cadáveres. Calcula que esta semana ha visto al menos 500 en menos de un kilómetro a la redonda. La oficina de Gestión del Riesgo ha construido decenas de fosas comunes. Arenzo jala los restos con una lanza de metal, les riega creolina y los amontona. Luego, retroexcavadoras los depositan en un pozo. “A este paso, vamos a pasar de tener una sabana a tener un desierto”, dice conmovido.

La muerte de chigüiros no es novedad en el Casanare. La sequía es un fenómeno normal, que dura cuatro meses al año. En los otros, el agua abunda. Se trata de un ecosistema conocido como la sabana inundable, único en el mundo. Para el ambientalista Rodrigo Botero, la región podría considerarse uno de los humedales más grandes del país. Se han hecho intentos por consolidarlo como parque natural, pero múltiples intereses (petroleros, ganaderos y agrícolas) no lo han permitido.

Lo que no es normal, según los pobladores, es la magnitud y las especies que se están perdiendo. Eduardo Martínez, un ganadero de la vereda Caño Chiquito, fue uno de los primeros que lanzó las alertas. Ver morir cientos de animales, cuando antes apenas eran unos cuantos, le ha impactado tanto que cuando llegó la ministra no pudo contener las lágrimas. Le indigna que digan que la situación es normal pues según él lo que está sucediendo es “algo que nunca se había visto…el agua se nos esfumó”. Laura Miranda de la fundación Cunaguaro, le da la razón. Agrega que aunque en el pasado algunos chigüiros morían, han empezado a aparecer cadáveres de otras especies como las babillas y las tortugas, que suelen ser resistentes a los extremos cambios de clima. Estos solían enterrarse en los veranos para resguardarse, pero en esta ocasión el suelo perdió tanto su humedad que se volvió como una roca y muchos quedaron atrapados bajo tierra.

Los chigüiros son la población más afectada. La directora del Instituto Humboldt, Brigitte Baptiste, explica que estos son animales de agua, que tienen una piel que requiere mantenerse húmeda. Por eso buscan el barro y los charcos “para no morir de calor”. Para la directora de Corporinoquia, Marta Jhoven Plazas, el tema no es grave pues su entidad registra que ha fallecido menos del 1 por ciento del total de los chiguiros del Casanare, que puede ser un millón. Pero Gestión del Riesgo ha identificado 50 cadáveres de animales por cada 250 metros afectados. Como la zona de emergencia es de más de 150.000 hectáreas, la cifra podría ser muchísimo más alta.

En la región nadie ha podido explicar a ciencia cierta qué hizo que este año el agua se “esfumara”. Casi todos los campesinos tienen una historia de cómo la sísmica de las compañías de hidrocarburos ha afectado su tierra y muchos ven a la extracción petrolera como causante por los métodos con los que hoy se saca el crudo.

Gran parte de esta actividad en Casanare, célebre por los pozos de Cusiana y Cupiagua, se da en Paz de Ariporo. Allí operan Pacific Rubiales, Ecopetrol, Geo Park, Cepcolsa, Petrominerales, New Granad y Parex. La Fiscalía abrió investigación a algunas de ellas, pero las autoridades ambientales dicen que es apresurado atribuirles responsabilidades. Por otra parte, el ex ministro Manuel Rodríguez, ha pedido un estudio riguroso sobre lo que pasó que, según él, debería incluso llevar a repensar si esa actividad debe continuar en la región.

Otros han señalado a la ganadería extensiva. Como se sabe algunos propietarios secan humedales o queman bosques para ganar terrenos. Según datos de la Nasa, recogidos por el ambientalista Rodrigo Botero, de diciembre de 2013 a la fecha se han presentado más de 580 incendios en Paz de Ariporo que han costado la pérdida de más de 20.000 hectáreas. Según el Ideam, entre 2010 y 2012 la tasa de deforestación duplicó la de las dos décadas anteriores, y llego a 1.332 hectáreas anuales.

Otros culpan al cambio climático. Aunque se sabe que Colombia es el tercer país más vulnerable del mundo a este fenómeno, no hay estudios que unan lo que pasa en el Casanare con ese fenómeno. Y otros más endilgan la situación a la corrupción y a la ingobernabilidad de la región que, como en otros lugares, ha convertido a las CAR, las encargadas de velar por esos territorios, en fortines políticos.

Es probable que lo que pasa en el Casanare sea una combinación de todos estos factores. Lo grave es que la foto de los chigüiros agonizando que conmovió al país es el retrato de lo que podría venir. Las escenas de tierra árida y animales muertos parecían más propias de África que del segundo país más biodiverso del mundo y el quinto en recursos hídricos. Se ha hablado no poco del pronóstico de Nostradamus de que las próximas guerras mundiales podrían ser por el agua. El Casanare luce por estos días como esa profecía a punto de cumplirse.

Comentar

Periodista, Director de www.laschivasdelllano.com y www.laschivasdecolombia.com

Sigue leyendo
Click Para Comentar

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Generales

Supremo venezolano en el exilio decreta la “continuidad” del actual Parlamento

Publicado

on

MARACAIBO, VENEZUELA. / VOA NOTICIAS

El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), electo en 2017 por la opositora Asamblea Nacional y cuyos integrantes se encuentran en el exilio, declaró la nulidad de las elecciones parlamentarias de este domingo y determinó que los diputados del Parlamento escogido en 2015 deben continuar en sus cargos hasta que haya votaciones democráticas y libres.

La decisión, tomada y difundida este jueves, también refrenda a Juan Guaidó como presidente de la junta directiva de la Asamblea Nacional (AN) y, en consecuencia, como cabeza del gobierno interino de Venezuela.

La Sala Electoral de ese Tribunal Supremo de Justicia decidió este jueves la “invalidez” del proceso electoral legislativo convocado con la venia del chavismo en julio pasado, como respuesta urgente a una petición formalizada el primero de diciembre por un grupo de diputados de la actual Asamblea Nacional.

La principal razón que dio el magistrado y presidente de esa instancia judicial, Domingo Javier Salgado Rodríguez, es que la designación de los rectores del Consejo Nacional Electoral es una facultad constitucional exclusiva del poder legislativo de Venezuela con la participación de la sociedad civil.

“Ese procedimiento de designación no puede abrogarlo para sí el Poder Judicial y menos quienes de manera irregular han pretendido integrar la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, funcionando de manera espuria desde la ciudad de Caracas”, reza el fallo del expediente SE-2020-0002.

Los actos electorales derivados del nombramiento del Consejo Nacional Electoral (CNE) son, a juicio del TSJ venezolano en el exilio, carentes de validez “por ser irremediablemente nulos, ineficaces e inexistentes”.

La decisión tacha la convocatoria a las elecciones de “fraudulenta” y acusa a los integrantes del nuevo poder electoral de usurpadores.

El máximo jurista de la Sala Electoral también anuló “las gravísimas violaciones del orden constitucional y orden legal” que observó por parte de las “autoridades usurpadas” en la aprobación del reglamento que regulará las elecciones indígenas a la AN y de las normas especiales para esas votaciones.

A man wearing a face mask amid the COVID-19 pandemic passes a mural of Venezuelan President Nicolas Maduro in Caracas,…

Desmitifican la oferta de Maduro de dejar la presidencia si pierde las parlamentarias

“Ellos están diciendo que el próximo domingo es un plebiscito. Asumo el reto”, dijo el martes el presidente en disputa de Venezuela, Nicolás Maduro.

Los 33 magistrados escogidos en julio de 2017 por el Parlamento residen actualmente en diferentes países, como Panamá, Chile, Colombia y Estados Unidos. Suelen reunirse semanalmente mediante videoconferencias, si bien sus despachos han enfatizado en que sus salas operan a diario en las solicitudes que reciben mediante correos electrónicos y su página oficial en Internet.

Analistas y juristas independientes han puesto en entredicho el impacto real dentro del sistema de justicia venezolano de las sentencias emanadas del Tribunal Supremo de Justicia que eligió el Parlamento en 2017, sin embargo.

Guaidó, ratificado, por ahora

La Sala, en el numeral sexto de su fallo, declaró “ha lugar” a la continuidad de la representación parlamentaria de los diputados electos el 6 de diciembre de 2015, una votación que ganó abrumadoramente la oposición ante el chavismo.

La presunta comisión de un fraude electoral en la escogencia de tres diputados del estado Amazonas frustró la posibilidad de que la oposición ejerciera tal mayoría legislativa. El TSJ madurista emitió al menos 120 decisiones desde enero de 2016 que anularon legalmente todos los actos de ese Parlamento.

El poder judicial en el exilio, que el gobierno interino de Juan Guaidó llama “legítimo”, advirtió que no ha existido “una convocatoria legal” para elegir a los diputados que deberían ejercer sus cargos entre 2021 y 2026.

“Se acuerda que se mantengan como los únicos diputados legítimos a la Asamblea Nacional de la República Bolivariana de Venezuela, a partir del del 6 de enero de 2021, a los parlamentarios legítimamente electos en los comicios celebrados el 6 de diciembre de 2015 y juramentados el 5 de enero de 2016, hasta que sean celebradas unas elecciones auténticas”, indica la decisión.

Cuatro de sus siete magistrados fueron diputados, ministros, militares o embajadores leales al chavismo. Expertos la valoran como el órgano judicial más poderoso del país.

El ponente justificó su opinión en los artículos 63 y 333 de la Constitución venezolana para “evitar que se vulnere la soberanía popular y el pueblo quede sin representación parlamentaria”.

La Sala Electoral también certificó la continuidad de la junta directiva parlamentaria, liderada por Guaidó, “quien, además de presidente de la Asamblea Nacional, ejerce las funciones de presidente interino de la República Bolivariana de Venezuela”.

Tanto la directiva como las comisiones legislativas continuarán en sus funciones a partir del 6 de enero de 2021 hasta tanto la Asamblea Nacional decida “lo conducente” en los términos del artículo 194 de la Constitución, que establece que el Parlamento escogerá los cargos directivos de la institución por un año.

También, se exhorta a la AN a que continúe con el proceso de selección y designación de nuevos rectores del CNE que puedan generar la “confiabilidad” de los votantes en el sistema electoral venezolano.

“El pueblo, en el ejercicio de su soberanía, eligió a sus representantes a la Asamblea Nacional en fecha 6 de diciembre de 2015, y por tanto solo él, mediante un nuevo sufragio, podrá elegir sus nuevos representantes dentro del marco constitucional”, añade el fallo.

El magistrado pidió, por último, que la decisión se comunicara a los poderes públicos de Venezuela, así como a las secretarías generales de las Naciones Unidas, de la Organización de Estados Americanos y de la Unión Europea.

 

Comentar
Sigue leyendo

Colombia

SENA impulsa la tecnificación para la formación audiovisual en el país

Publicado

on

El próximo 4 de diciembre, llega el conservatorio ‘Narrativas audiovisuales: aprende desde los sentidos’, una jornada para el público interesado en ampliar sus conocimientos en el ámbito audiovisual, de la mano del SENA. (más…)

Comentar
Sigue leyendo

Deportes

La enfermera de Maradona admitió que la obligaron a mentir

Publicado

on

El texto completo del informe supuestamente falso

(más…)

Comentar
Sigue leyendo

En Tendencia