Connect with us

Destacadas

Los países donde más colombianos desaparecieron en 2021

Published

on

¿Dónde está Lina María Cruz Giraldo? Esa es la pregunta que desde diciembre de 2021 se formulan los familiares de la mujer natural del Quindío, de quien desconocen su paradero en México.

Twitter se ha convertido desde inicios de este año en la principal herramienta que usa la familia de la mujer para poder difundir información de Cruz Giraldo. “En búsqueda de la libertad de mi hermana Lina, queremos que vuelva sana y salva”, se puede leer en la reseña de la cuenta de la red social.

Según los parientes de la quindiana, ella se mudó a México en 2014, y con el tiempo las autoridades le dieron la residencia, pese a que había sido diagnosticada con trastorno bipolar. Sin embargo, la mujer, a pesar de la situación “siempre mantuvo contacto con la familia”.

No obstante, en abril de 2021, la vida para Lina, según dicen sus familiares, cambió. En ese mes la mujer le envió un mensaje a la hermana en el que le decía: “Paula, si no vuelvo a escribir, si no vuelvo a aparecer, no me busques. No hagas nada. Es muy peligroso”.

Los parientes pudieron establecer que la mujer mantenía una relación — no saben de qué tipo—con Jason Monroe Smith, un hombre a quien varios medios lo señalan de haber estado condenado en Arizona (Estados Unidos) por los delitos de secuestro y tortura.

Tras varias luchas a lo largo del año pasado, el 24 de diciembre de 2021 los parientes obtuvieron unas fotografías en las que, según la hermana de Lina,  “tenía las cejas y la cabeza rapadas”, desde entonces no han vuelto a saber de la mujer.

“Pido ayuda a Cancillería, Fiscalía y Consulado de Colombia en México para que me asistan y atiendan mis denuncias y me ayuden a liberar a mi hermana de las manos de este criminal. Lina lleva 1 año y 3 meses en esta situación, ya es hora de que hagan algo por su rescate”, escribió Paula Cruz en Twitter.

Fuentes de Migración le dijeron a EL HERALDO que las autoridades americanas y la Oficina de Investigaciones del Departamento de Seguridad Nacional “ya tienen conocimiento del tema desde hace ya un tiempo. Esperemos que estén trabajando”, dijo la fuente.

La historia de esta mujer hace parte de los 43 reportes de colombianos desaparecidos en el exterior que documentó el Instituto de Medicina Legal a lo largo de 2021; sin embargo, a pesar de la situación, este caso es uno de los 7 “privilegiados”, pues fueron encontrados vivos. En uno de los reportes el cuerpo fue hallado sin vida.

Al tiempo que las autoridades mantienen desplegadas las labores de búsqueda de los 35 restantes, cuyos rastros siguen siendo un misterio.

De acuerdo con la entidad forense, de los 43 casos que recibió el año pasado 30 eran de sexo masculino y 13 femeninos, y sus edades oscilaban entre los 5 y 59 años.

La cifra de 2021 presentó un aumento, pues en 2020 se recibieron 36 reportes, en 2019 hubo 39 casos; mientras que en 2018 se reportaron 52 casos y en 2017 Medicina Legal recibió noticias de 45 connacionales desaparecidos fuera del país.

Medicina Legal, dentro de la información que recolecta, maneja una variable relacionada con el factor de vulnerabilidad, en ella reposa la información relacionada con su condición de salud, sexual, religión, incluso si hace parte de algún grupo étnico, político y hasta sindical.

En esta variable no se pudo establecer esa información en 38 de los reportes; no obstante, uno de los casos correspondía a una persona Lgbti, dos de personas adictas a una droga natural o sintética, una persona en condición de desplazamiento y otra que pertenecía a una congregación religiosa. En estos cuatro casos, con base en la información, se presume que hayan sido desapariciones forzadas.

México, donde más ocurren

Pese a que en los últimos años las leyes de inmigración mexicana se han ido endureciendo, especialmente con los colombianos, ha sido en este país donde más se ha reportado la desaparición de connacionales (ver recuadro).

En México, a lo largo de 2021, se desaparecieron 16 colombianos, 12 hombres y 4 mujeres. Precisamente en agosto del año pasado, familiares de Jair Barcos Sánchez, un soledeño que se había ido a Monterrey  (capital del estado de Nuevo León), lo habían reportado como desaparecido, pero varios días después su cuerpo fue hallado con evidentes signos de tortura en una trocha en Las Águilas, en la ciudad de Juárez.

“Él llevaba 2 años viviendo en México. Se había ido a trabajar para allá con unos primos, pero nunca pudo conseguir un empleo y decidió trabajar como cobradiario en Monterrey”, dijo un pariente de Barcos Sánchez en su momento a EL HERALDO.

El instituto forense también pudo determinar que en Ecuador desaparecieron 12 colombianos el año pasado (7 hombres y 5 mujeres); en Venezuela 7 connacionales (3 hombres y 4 mujeres); en Perú otras 4 personas, todas de sexo masculino; dos en Estados Unidos y uno en Brasil y otro en Panamá.

Los meses son otros de los datos que documenta Medicina Legal, y según la entidad agosto fue el mes donde más se reportaron desapariciones de colombianos en el extranjero, con 7 casos, seguido de febrero y junio con 6 casos, enero y mayo con 5 casos, septiembre con 4, abril con 3, noviembre, julio y marzo con 2, y octubre con 1.

Por otra parte, los lunes, sábados y domingos fueron los días en los que más se recibieron reportes, con 7 cada uno; seguido de los martes y jueves con 6 casos cada día, y los miércoles y viernes con 5 reportes cada día.

Medicina Legal también documentó las edades por ciclo vital, donde se puede evidenciar que uno de los desaparecidos estaba en el rango de primera infancia, es decir tiene una edad entre 0 y 5 años; otro más estaba en la etapa de infancia (6 a 11 años); mientras que de adolescentes (12 a 17 años) se presentaron cinco casos; de personas jóvenes, entre los 18 y 28 años, se reportaron 18 casos, y finalmente en personas con edad adulta, entre los 28 y 59 años, hubo 18 casos.

Fuente; El Heraldo

Continue Reading
Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Siguenos en twitter

En Tendencia