Connect with us

Chivas del Dia

Gustavo Bolívar presidirá la Comisión tercera y se calmaron las aguas en el petrismo

Published

on

Gustavo Bolívar se quedó con la presidencia de la Comisión Tercera del Senado y así se apaciguó el ruido que estuvo haciendo durante días, al criticar en clave de disidencia algunas de las movidas políticas del Pacto Histórico y al presidente del Congreso, Roy Barreras.

Este rol no es cosa menor, pues en esa instancia se abordan los temas económicos fundamentales para cualquiera Gobierno. El anuncio coincidió con la radicación del proyecto de reforma política al Congreso, que hizo de la mano con Barreras y otros de sus coequiperos.

Así, Bolívar recuperó algo del protagonismo que había perdido en el petrismo, pues se quedó con un asiento que le correspondió al Pacto por los acuerdos entre partidos y por el número de senadores (20) que llegaron al Congreso. Tres de las siete comisiones ahora son encabezadas por el partido de Gustavo Petro.

No es casual que justo él, uno de los principales escuderos de Petro –pero quien no le había seguido el juego al partido últimamente–, lograra el puesto. De hecho, uno de las grandes polémicas que atravesó en el anterior legislativo (2018-2022) tuvo que ver con que nunca alcanzó la segunda vicepresidencia del Senado, pues siempre le ganó el voto en blanco.

“Eso no es ningún favor de Roy (…), eso nos lo ganamos en las urnas, nosotros somos 20 senadores elegidos y, por eso, teníamos derecho a tener casi tres senadores en cada comisión”, aclaró Bolívar.

Agregó que para lograr la presidencia se sentó con Imelda Daza, de Comunes, y con Clara López, del Pacto, las otras dos personas que podrían haberse quedado con el cargo, y lo eligieron a él.

Desde este rol, será el responsable de que se aprueben (o no) algunas de las leyes más importantes del Gobierno electo: la reforma tributaria que busca recaudar $50 billones, el presupuesto de 2023 y el Plan de Desarrollo.

La fuerza de la Tercera

Por esta Comisión han pasado caciques políticos y también polémicos que, incluso, han terminado en la cárcel. Casi siempre quienes la presiden son cercanos al Gobierno de turno.

La última presidenta de la Tercera fue María del Rosario Guerra –uribista férrea–, elegida el 23 de julio de 2021.

Justo después de la convulsión del paro nacional, Guerra impulsó los proyectos más importantes para el Ejecutivo en ese momento: el Presupuesto General para 2022 y la Ley de Inversión Social, reforma tributaria.

Esta incluyó asuntos como el refuerzo a Ingreso Solidario, el Programa de Apoyo al Empleo Formal y la matrícula cero para estratos del 0 al 3.

A su vez, el hoy encarcelado por presuntos hechos de corrupción, Richard Aguilar, exgobernador de Santander, ocupó el puesto de la vicepresidencia de la Comisión Tercera en este último año.

Y mirando más hacia atrás, otro congresista polémico y que fue muy cercano al Gobierno de turno cuando ocupó esa presidencia fue Bernando ‘Ñoño’ Elías, entre 2011 y 2012.

Como llave de Juan Manuel Santos, al compartir militancia en el Partido de La U, Elías terminó condenado por el escándalo de corrupción de Odebrecht.

Al estar en esa Comisión y llegar a presidirla, estuvo involucrado en la aprobación del Presupuesto Nacional, que necesariamente tenía que ver con las obras de esa constructora.

De cualquier forma, al Gobierno de turno le conviene tener cierto control de esa célula para sacar adelante sus proyectos. Sobre todo, en el caso de Petro y su vicepresidenta, Francia Márquez, quienes tienen por delante promesas ambiciosas de campaña para las que se necesitará mucho presupuesto.

Así mismo, con Bolívar ahí, Petro asegura una persona que le ha sido leal para cumplir con sus propuestas y, de paso, controla su disidencia.

Fuente: El Colombiano

Siguenos en twitter

En Tendencia