Search
Wednesday 13 December 2017
  • :
  • :

Wally: el excepcional triunfo de un feo en Youtube

Wally: el excepcional triunfo de un feo en Youtube

En medio año Walter Rodríguez, un abogado boyacense, ha logrado 60 mil visitas al día hablándole de política a los jóvenes

Walter Rodríguez siempre quiso hacer algo en Youtube pero pensaba que no tenía el rostro perfecto de la mayoría de millenials que usaban la plataforma para volverse famosos. En el 2012 se inventó una serie con dibujos animados para hacer crítica social que no encarretó a nadie. Replanteó todo y una vez se graduó de abogado en la UPTC de Tunja este boyacense, nacido en 1990, se lanzó con todo al mundo de los youtubers.

En uno de sus primeros videos a Walter se le nota la timidez galopante que siempre lo ha caracterizado. Está vacilante y piensa cada palabra. La idea era hablar de su carrera y criticar a todos aquellos que esperaban hacer plata con el derecho.

El video tardó en explotar. En la primera semana apenas tuvo 100 visitas. Después se viralizó hasta el punto de que hoy tiene 25 mil visitas. Ante el éxito, Walter lo siguió intentando. El formato era plano, sobre un fondo blanco unas letras negras anunciaban, tenues, desganadas, dos palabras insulsas: noticias jurídicas. Su segundo tema fue una pregunta que se hacía desde la Universidad. ¿para qué estudiar derecho en el segundo país del mundo con mayor número de abogados? Un poco más suelto Wally se despachó contra su carrera. Los seguidores empezaron a aparecer. 30 mil visitas no era una cifra pequeña para un joven de dientes grandes, gafas de considerable aumento y aire de seminarista

Igual Walter no estaba conforme. Él quería hacer un show nocturno tipo Jimmy Fallon. Llegar a hablar de política con soltura, frescura y humor. Sin pretensiones. Así fue preparando su Wally Opina. Leía Semana, La Silla Vacía, el Espectador y New York Times. Sin acudir a fuentes directas “En Wally nunca conseguirán una sola chiva” Walter sacó su primera idea de nuevo formato justo cuando se fue el Procurador Alejandro Ordoñez en agosto del 2016. Wally desobedeció los estándares que le indicaban, no solo que tenía que ser bonito para salir en cámara, sino que debía ser breve en Youtube. Este video, que tiene 42 mil espectadores, dura 20 minutos, todo un largometraje dentro del lenguaje de redes sociales

A partir del video de la salida de Ordoñez Wally opina explotó en redes. Pasó de tener 5 mil seguidores en Twitter a los 50.500 que ostenta ahora. La fama repentina no lo desvió de sus proyectos iniciales. Siguió con Pasacalles  la revista política que fundó y dirige desde el 2012. Su perfil en ella devela su particular sentido del humor: “No soy el robot. Vicepresidente Junior, generando CO2 desde 1990. Le voy al Necaxa. Magister en Halo2 con énfasis en poesía costumbrista Covenant. Postdoctorado en Títulos Académicos inventados. Estoy mal de la cabeza como el resto de la gente de twitter”

Wally hace sus programas con las uñas. La cámara de sus programas no tiene trípode sino que se apoya en una torre de libros viejos de derecho. A falta de luces debe grabar sus programas de día. Él mismo, con base a la lectura de prensa, escribe sus guiones. Ahora ya no filma sus videos en el celular sino se compró una videocámara con HD. A Wally no le importan los insultos de los uribistas, su único credo político es el Valeverguismo. La música es lo único que parece sacarlo de la política. Escucha de todo, desde Dario Gómez hasta Chopin. Desde Queen hasta los Chiches vallenatos. La música y los adelantos tecnológicos. Es un geek empedernido está al tanto de lo último que pasa en avances tecnológicos y algunos truquitos los aplica en su programa.

Wally, desde su noticiero, le da a la izquierda y a la derecha en iguales proporciones. Ahora está contento porque las visualizaciones ya le dan para vivir de esto. Sigue siendo tímido e inseguro pero cada vez más agudo.




COMENTARIOS